Champiñón a la plancha

Ingredientes (2 personas):

•8 champiñones medianos.
•1 chorrito de aceite de oliva.
•3 dientes de ajo.
• Perejil.
•Un chorrito de vinagre.
•Sal

Elaboración: 

• Lo primero que vamos  hacer es machacar unos ajos  con el perejil y reservamos.

• Cortamos la parte final del tallo del champiñón, que suele tener tierra. Lavamos bien con agua fría los champiñones y  cortamos lo que queda de  tallo con las manos. Secamos bien y picamos los tallos en rodajas, porque  los vamos hacer también a la plancha para aprovechar todo. Realizaremos unos cortes en la parte inferior del champiñón para que cuando los pongamos en la sartén se hagan bien por este lado.

• Una vez limpios y preparados, se pone la sartén con el aceite a fuego medio, colocamos en ella los champiñones, dejaremos freír hasta dorarlos, unos seis minutos por cada lado, durante este tiempo realizaremos lo siguiente: ­ cuando la parte superior del champiñón esta hacia arriba se aplastan un poco para que se hagan mejor, gracias a los cortes que hemos realizado en el preparado el champiñón se aplastará fácilmente. En el centro de la sartén pondremos las rodajas de los tallos  ya cortadas hasta que doren. Añadimos sal y cuando estén casi hechos, añadimos el  machacado del ajo y perejil  y se da unas vueltas. Finalmente añadimos el vinagre, se hacen unos movimientos circulares para que todo mezcle bien. Emplatamos y listo!!!

Descargar Receta gravatar

Una respuesta para Champiñón a la plancha

  1. admin admin dice:

    Son muchos los beneficios y propiedades que aporta a nuestro organismo: de escaso rendimiento calórico, conteniendo alrededor de 25 kcal cada 100 gramos. Además, aportan una gran cantidad de minerales (hierro, zinc, yodo, magnesio, selenio, sodio y calcio) y minerales (vitaminas del complejo B, y vitamina E). Destacan por su altísimo contenido en proteínas de buena calidad y agua (contiene cerca de un 95% de agua).

    Adecuado dentro de dietas equilibradas, sanas y bajas en grasa, gracias a que su aporte nutricional. Ayuda a una correcta hidratación de nuestro organismo gracias precisamente a su contenido en agua, al sistema inmunológico, la regeneración de los tejidos, la salud visual y para la transformación de energía, entre otros. Estimulan la actividad tanto cerebral como nerviosa, mientras que por su contenido en hierro su consumo es interesante en caso de anemia ferropénica.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.